Compartiendo mi cotidianidad

Inicié este blog el año pasado porque consideré que no había mucha información sobre eventos, restaurantes, etc. latinos/españoles en Copenhague. Luego, al querer compartir con mi familia y amigos de mi país mi cotidianidad, le cambié el contenido al blog. Ahora escribo un poco de todo, cómo me va, cultura sueca y danesa, recetas, etc.

Estudiando diseño tuvimos una charla sobre las redes sociales, lo que me ha llevado a abrir cuentas en las aplicaciones para compartir fotos Instagram (IG) y EyeEm. Primero empecé con IG y aunque más o menos lo domino, como que todavía tengo que borrar fotos y republicarlas 1 ó 2 veces hasta que obtenga el resultado deseado (lo malo de cambiar de idea y querer probar otros filtros 2 segundos después de haber publicado la foto ja ja).

Hace como unos 10 días que me registré en EyeEm, por lo que tengo mucho que aprender aquí, y como que todavía no me convence. Desde que estoy en EyeEm, he subido la misma foto en ambas comunidades y poco a poco iré subiendo las que están en IG a EyeEm, si la aplicación me acaba de convencer.

La cúpula del Parlamento alemán (Reichstagskuppel) en blanco y negro.

Una de mis fotos de Instagram: la cúpula del Parlamento alemán.

Debo decir que al principio decía que Facebook y el blog eran más que suficientes, pero como tomo fotos de mi día a día, la curiosidad por ver el mundo a través de otros ojos me picó y decidí compartir mi cotidianidad. Dentro del marco de lo posible, trato de subir una foto al día.

Un conocido me preguntó que si no era estresante el elegir la foto correcta según mi estado de ánimo o si no era mucha molestia estar “pegada del teléfono”. Mi respuesta fue que si bien es cierto que los extremos son todos malos, para mí no era mucha molestia el elegir la foto correcta. ¿Por qué? Porque la foto que decidí compartir siempre será la correcta. No siempre tiro una foto con la finalidad de compartirla, ni tampoco tiro fotos de todo lo que veo o siento. Considero que no soy adicta a las redes sociales y mucho menos al tirar fotos ya que una de mis máximas de vida es “todo con moderación”. Y para compartir muchas fotos prefiero usar Facebook.

Arte callejero en Copenhague.

Una foto que pueden encontrar tanto en Instagram como en EyeEm.

No sé, el hecho de vivir en un mundo que se ha hecho más pequeño por lo del boom del Internet y las redes sociales me inspira a querer ver otras perspectivas, otros ángulos. Tengo una lista de cosas por escribir en el blog, lista que cada día crece más, pero no siempre tengo tiempo de ponerme a escribir. Sin embargo, tirar una foto y compartirla no me toma mucho tiempo. Así mismo, estas aplicaciones me ayudan a desarrollar mi ojo fotográfico y mi manera de tirar fotos y editarlas (en caso de que así lo crea conveniente). Esto me ayuda con mi trabajo en la escuela, ya que tengo que hacer diseños/layouts frecuentemente.
Anuncios

2 comentarios en “Compartiendo mi cotidianidad

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s