Restaurantes: Llama – excelente fusión latinoamericana

Uno de mis regalos de cumpleaños y de graduación fue una cena en el restaurante de fusión dano-latinoamericana Llama.

Ya me lo habían recomendado mucho y se hizo la reservación con bastante antelación, puesto que el lugar siempre estaba lleno. La verdad que no me esperaba ni el ambiente ni lo mucho que me iba a gustar la comida.

Comida en el Restaurante Llama

Sabe tan bueno como se ve. Fuente.

El restaurante es bastante amplio para estar en el centro de la ciudad. El piso y algunas de las paredes tienen unos azulejos muy coloridos y de varios patrones diferentes entre sí, lo cual no es muy danés que digamos. Ahora bien, la luz es tenue, las paredes son negras y tienen muchos espejos, y ahí se hace el balance entre lo minimalista escandinavo y lo colorido de lo latino.

Decoración

Decoración en el restaurante. Noten los azulejos. Fuente.

La comida que aquí se sirve es una fusión de las gastronomías danesa, mexicana y sudamericana. La música la ponen a un volumen cómodo para hablar. El ambiente es bueno y versátil, siendo apto o para ir con amigos o con la pareja.

En esta ocasión pedí el menú a 4 tiempos, que ya viene con la comida pre-seleccionada, con la salvedad de que me cambiaron el primer plato por motivos de alergia. Normalmente suelo tomar fotos de lo que como, pero en esta ocasión no lo pude hacer porque la luz era insuficiente para tomar una foto “decente”. Lástima, porque la comida no solamente no era sabrosa sino con una presentación impecable y estaba servida en unos platos tan bonitos que quería llevármelos a mi casa.

Cada tiempo traía 2 platos con cantidades suficientes para compartir de a 2 personas. Como entrantes había tacos con carne de cerdo y salsa criolla y pimientos de Padrón con salsa de yogur y miso. Fue una excelente muestra de lo que venía. Los tacos tenían tortillas de trigo con la consistencia, el tamaño y el sabor de las tortillas que se hacen en México y el relleno de carne de cerdo estaba muy rico. Los pimientos lamentablemente me los encontré crujientes y eso me confundió porque yo tengo entendido que los pimientos de padrón tienen una consistencia suave cuando se asan. No obstante, estaban muy buenos y la salsa de yogur y miso fue muy acertada.

Ñam ñam.

Ñam ñam. Fuente.

El primer plato estuvo compuesto de 2 tipos de ceviche, carne de res cortada bien fina, marinada (pero cruda) con quinua crujiente, jalapeño en escabeche y “tapioca soja” (no me pregunten lo que es). Como no puedo comer pescado, a mí me trajeron aguacate en una capa de puré de papas con perejil y nuez de Brasil. No como aguacate, así que me comí el resto y la verdad es que nunca había probado un puré de papas tan delicado como este. La nuez de Brasil estaba picada bien finita y eso como le dio un sabor y una consistencia al puré como si hubiera estado comiendo un bizcocho esponjoso.

Ya a estas alturas estábamos impresionados con lo que nos han dado y  yo empecé a maquinar cómo recrear alguno de los platos que nos han servido, cuando llegó el plato fuerte, que estuvo compuesto de feijoada (carne de cerdo con habichuelas negras, bacon y chorizo), y guineafowl (no sé cómo se llama en español) con un maíz cremoso (parecía puré de maíz), mole verde, pimientos de padrón y tomates. Estos platos tuvieron papas y yuca fritas con salsa de chorizo y una ensalada de quinua roja con granada.

Yuca frita

Yuca frita. Fuente.

De postre tuvimos helado de maíz con caramelo, palomitas de maíz y crumble (como migajas de galletas) y bizcocho de chocolate con crema, sorbete de cacao y chile.

Las atenciones del personal fueron muy buenas y tuve la suerte de que uno de los meseros que me tocó era un chileno que prácticamente acababa de llegar. Cosa mía tal vez, pero la forma en la que hablaba me acordó a Ricky Martin y por su aspecto físico me acordó a Andy Bell (vocalista de Erasure) en la década 80.

Esta fue una comida inolvidable en todos los aspectos y de la cual no tengo nada que quisiera cambiar (lo cual no pasa muy a menudo je je). ¡Aquí hay que volver!


Llama
Dirección: Lille Kongensgade 14, Copenhague K
Teléfono: (+45) 89 93 66 87
Internet: http://llamarestaurant.dk/

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s